Pymes

¿Por qué son tan importantes los costos fijos y los costos variables en una empresa?

Los costos de una empresa son fundamentales para su operación , ya que a través de ellos es posible tomar las decisiones diarias y diseñar las estrategias adecuadas que permitan que el negocio crezca.

 

Sin embargo, hay muchos emprendedores que todavía no cuentan con información detallada sobre los costos fijos y los costos variables. En este blog entenderás en qué se diferencian y por qué son tan importantes para el desarrollo de tu negocio.

 

Las ventajas de una buena administración de los costos de una empresa

 

Los costos fijo y los variables son los costos principales que tiene una empresa al producir bienes y servicios. Por su parte, gasto es el conjunto de atribuciones destinadas a la distribución o venta del producto y al mantenimiento de la planta física de la empresa.

 

Los costos fijos y costos variables se caracterizan por:

 

-Ser esenciales para establecer precios, ya que no se puede fijar un precio si no se cuenta con la información de cuanto nos cuesta producir el producto.

 

-Son útiles para fijar objetivos acerca de cuánto queremos ganar con la venta del producto

 

-Conocer los costos nos permitirá analizar en que se está gastando más y decidir si se requiere implementar una política de reducción de costos.

 

- Ayudan a conocer el punto de equilibrio, es decir, el punto donde podemos cubrir los costos con las utilidades generadas.

 

Existen dos tipos de costos: fijos y variables.

 

  • Los costos fijos son aquellos que permanecen constantes durante un período de tiempo determinado, sin importar el volumen de producción. No tienen relación directa al volumen de prooducción y venta del negocio. Estos costos no dependen de si la empresa vende o no, el negocio siempre incurre en ellos. Se miden por unidad de tiempo, por ejemplo mensual o anual.
  • Por otro lado, los costos variables son los que sí tienen relación directa con el volumen de producción o venta. Es todo aquello que depende o está en función con la cantidad producida o consumida.

¿En qué se diferencian los costos fijos de los costos variables?

 

Es importante tener clara la diferencia entre ambos tipos de costos, ya que es frecuente equivocarse sobre cuáles son fijos y cuáles variables.

 

Por ejemplo, cuando preguntamos qué tipo de costo es la cuenta de la luz que consume la oficina, muchos pensarían que es un costo variable porque nunca es el mismo monto mensual.

 

Sin embargo, es fundamental entender que un costo variable no corresponde a cuánto varía en cantidad, sino que tiene relación directa o no con el volumen de producción.

 

Por ende, a mayor volumen, mayor costo variable, y a menor volumen, menor costo variable.

 

Estos son algunos ejemplos de costos variables:

 

• Materias primas e insumos

• Arriendo de maquinaria, equipos y herramientas para trabajos específicos,

• Flete y combustible

• Útiles de oficina

• Horas extras del personal

• Reparaciones y mantenimiento

• Llamadas telefónicas

• Gastos de viajes

• Comisiones de ventas

 

Algunos ejemplos de costos fijos son:

 

• Sueldos base del personal contratado

• Impuestos sobre los bienes muebles e inmuebles

• Planes de beneficios para el personal

• Servicios contratados de aseo y seguridad

• Seguros

• Cargos base para los servicios públicos, como la energía eléctrica, gas y agua

• El cargo básico para el servicio de teléfono o el plan básico para un celular

• Costo de la conexión a Internet

• Costo de crear y mantener un sitio web

• Licencias y permisos

• Gastos financieros, como los intereses

 

No obstante, a mayor volumen de producción, los costos fijos se van diluyendo entre cada unidad producida hasta convertirse en un costo irrelevante.

 

Es decir, que a un mayor volumen de venta, los costos fijos son cada vez menores.

 

Una vez que tengas los costos fijos y los costos variables, ya puedes calcular los costos totales de la empresa.

 

Los costos totales son la suma de los costos fijos y los costos variables, y representan el gasto monetario total mínimo necesario para producir.

 

Conclusión

 

Si estás iniciando un negocio, un aspecto fundamental y que debes dominar al revés y al derecho son los costos en los que incurres al desarrollar tu proyecto.

 

El costo total es la combinación de costos fijos y variables. Los primeros siempre son los mismos, sin importar cuánto produzca o venda la empresa. Los variables cambian según la cantidad producida. Diferenciarlos es clave para tu negocio.


Aprende mas con la guía Flujo de caja para empresa mediana.

Nueva llamada a la acción

Compártelo en

Déjanos tu comentario


Logros Factoring

Guía para que tu pyme acceda y saque el máximo provecho al Factoring


El factoring es una herramienta que ayuda a optimizar la gestión del negocio en general. El cliente debe calificar para recibir fondos del factoring. Y para lograrlo tiene que tener su información comercial y financiera al día y cumplir ciertos requisitos.


Quiero mi guía gratuita ahora

POSTS RELACIONADOS

Cómo sobrevivir los primeros años de vida de una pyme

Negocios Pymes

¿Sabías que existe un fenómeno transversal a las pequeñas y medianas empresas que atenta contra su crecimiento y funcionamiento durante sus primeros años de vida?

Leer más

¿Qué es el factoring y por qué te conviene?

Economía Negocios Pymes

El financiamiento adecuado para hacer crecer tu negocio te asegura liquidez inmediata para responder a tus compromisos y ayuda a mantener tus finanzas ordenadas.

Leer más

Cómo el Financiamiento Subsidio SERVIU apoya a las pymes constructoras con buen historial

Negocios Pymes

¿Tienes un proyecto de construcción ya avanzado y presentaste ante el SERVIU estados de pago, pero necesitas liquidez para continuar con la siguiente fase de la obra?

Leer más

Suscribete a nuestra sección de noticias

ESTAMOS CERTIFICADOS POR

Estamos certificados por
Somos miembros de
Somos intermediarios financieros de